Nuevas tecnologías: el huevo y la gallina

El problema del huevo y la gallina aplicado a la tecnología:

Una nueva tecnología no vale nada hasta que no vale mucho

O visto desde otro punto de vista, nadie usa algo hasta que no lo usan muchos.