iPhoto ’09 (parte 1)

He estado probando esta nueva versión del iPhoto y la verdad está muy, pero muy bien. Como ya han salido muchos reviews sobre esta nueva versión, me limitaré a comentar algunos aspectos que me han gustado, decepcionado, y alguno que otro que he descubierto en esta versión y no sé si han estado presentes desde antes (pero que para efectos prácticos es como si fueran nuevos en ésta :D)

Faces

Comienzo con la característica más resaltante de esta nueva versión, muy de moda últimamente: las redes sociales han permitido listar a las personas de una foto desde hace mucho (aunque manualmente), Google lo incorporó hace no mucho en su Picasa Web y ahora Apple en iPhoto ’09.

El identificador de cosas que parecen caras, está bastante bien (he de resaltar que hablo muy desde el punto de vista técnico, puesto que trabajo en áreas similares y sé del tipo de problemas a los que se enfrenta el estado del arte). Por decir un número, 97%. De todas las fotos que tengo (unas 15.500 al momento de escribir esto), en prácticamente todas me identificó “caras” de forma satisfactoria; sólo en unas cuantas se saltó caras bastante evidentes (no para un humano me refiero, sino que cumplen con un patrón de cara) y no hablo de caras de sujetos falsos al fondo de la foto, sino de primeros y segundos planos. Por último, en algunos casos (contadas fotos) reconoció la calva de un amigo como otra cara (y no, no era el Prof. Quirrel jeje), un poste de luz, un cono, y el reloj despertador de un amigo. En pocas palabras, estoy satisfecho y puedo decir que iPhoto puede decir bastante bien cuándo una imagen es un quién y cuándo es un qué.

Ahora, al llegar el momento de decir quién es quién, la cosa es diferente. Ni idea de qué algoritmo usarán, pero ¿podría ser una red neuronal?, o mejor dicho, ¿varias? dado que no es lo mismo fotos de perfil que de frente, por ejemplo. Así que como no he terminado de entrenarlo (15.500…) no daré un veredicto muy conclusivo. En general, mientras más fotos de una persona se hayan marcado mejor lo hará. Caso curioso es el de mi madre, que a la primero reconoció algo así como el 85% de las fotos en las que aparecía. Con mi cara he de admitir que también lo tuvo difícil, puesto que he cambiado de usar perilla, bigote, llevo gafas de sol en muchas ocasiones, gafas de corrección en otras, sombreros, cada vez menos pelo… bueno: ¡variado! y lo ha hecho de forma envidiable. De acá me atrevo a dar un pequeño consejo al momento de ir agregando gente: buscar primero las fotos frontales y marcar unas cuantas. Luego ir a Faces y confirmar unas cuantas fotos de la persona, salir y volver a entrar para confirmar más. Al salir de la zona de confirmación, iPhoto agrega los datos de las fotos aprobadas y vuelve a buscar basado en dichos datos. Con esta forma de proceder, evitamos estar rechazando a muchas personas en las primeras búsquedas y aceleramos la curva de aprendizaje del programa.

Decepciones (parciales)

Como saco de arena comentaré que me siento bastante “parcialmente” frustrado por la respuesta del programa durante las animaciones. Digo parcialmente porque no lo he probado en mi portátil (MacBook unibody) todavía, que es mejor máquina que el iMac que uso ahora. Aún así, una 7600 con 256MB de memoria debería bastar para que las animaciones fueran más que fluidas: al editar los datos de alguna persona en Faces, y cerrar la ventana de información, iPhoto se ve atacado durante unos 3 ó 4 segundos por una serie de espasmos irregulares en la animación de la ventanita. Si esto se debe a la cantidad de fotos que manejo, lo tendremos mal, puesto que 15.000 fotos se alcanzan hoy en día con bastante facilidad.

Por otra parte, existe un constante parpadeo en el foco de la aplicación cada vez que se edita el nombre de una persona en una foto, lo cual resulta molesto luego de editar una docena de fotos.

Dato “nuevo”

Digo “nuevo” por lo que comenté de que no sé si ha estado presente en otras versiones. Al principio, cuando comencé a utilizar iPhoto (en su versión ’06), me sentía obligado a meterlo todo en álbumes (el concepto de carretes no me convencía para nada). Luego con la versión ’08 pude centrarme en los Eventos (que lo curioso es que son básicamente lo mismo que los carretes pero ahora se podían ver de forma separada), y dejar los álbumes para colecciones heterogéneas, las fotos a subir al iPhone, proyectos, etc. Aún así, muchas veces viendo un álbum decía “¡vaya foto tan horrible!” y la borraba (impulsos de la vida), pero claro, eso la borraba del álbum no del carrete-evento (del disco en pocas palabras). Utilizaba entonces la técnica de los flags (sorry, I use the English version) para marcar en los álbumes las fotos que deseaba borrar permanentemente. Hoy por cosas de la vida, descubrí (versión ’09) que pulsando la tecla Option a la par que se borra la foto (Comando + Borrar), la foto es enviada a la papelera directamente: fulminada de su evento, álbumes, y cualquier lugar en el que aparezca. Un detalle que añoraba (o no conocía) en versiones anteriores.

Bueno, por ahora seguiré utilizando la nueva versión del iPhoto y ya comentaré más adelante de mis progresos en su uso.